ES

Prevención odontológica en pacientes enfermos

Viernes, 26 Mayo 2017

Especialista en rehabilitación
bucal/odontología estética y prótesis”.
Lourdes Socías de García-Godoy

Santo Domingo.- Los pilares de la odontología son la prevención y el diagnóstico precoz, ya que con estos logramos la meta de nuestra profesión de mantener durante toda la vida de nuestro paciente la salud bucal. La prevención en Odontología es el conjunto de medidas o acciones que tomamos para evitar problemas futuros o las enfermedades  bucodentales.

Los términos de salud bucal y salud general no deben ser interpretados como entidades diferentes. La primera es parte de la segunda ya que no se puede estar saludable sin una boca  sana. Iniciando el siglo XXI todavía podemos decir que las dos enfermedades más comunes que encontramos en la cavidad bucal son la caries y la enfermedad periodontal (enfermedad de las encías) ambas producidas por bacterias, las cuales han disminuido a través de los años pero pudieran alcanzar niveles mínimos, mediante simples medidas preventivas como son:  la eliminación de la placa bacteriana mediante el uso correcto del cepillo y el hilo dental, la fluorización del agua potable, el uso de productos fluorados (pastas dentales, geles, enjuagues etc.), control de la dieta, las visitas periódicas al odontólogo que deben ser por lo menos de 2 veces al año pudiendo incrementar el número de visitas según el estado de salud bucal y destreza del paciente. Sustancias como el xilitol, remineralizante dentales, clorhexidina, triclosan en diferentes productos se usan como coadyudantes para evitar o controlar dichas enfermedades.

La buena higiene bucal y los cuidados dentales regulares son importantes durante toda la vida, para prevenir que sus dientes y encías se enfermen economizando tiempo y dinero. Es importante que la ciudadanía se informe acerca del papel que juega el odontólogo en la prevención de las patologías orales en el diagnostico temprano de enfermedades sistémicas que se manifiestan en la cavidad bucal o por  el uso de medicamentos para tratar dichas enfermedades.

Algunas de las enfermedades o condiciones que podemos citar son:

El paciente con reflujo gastro esofágico, úlceras gástricas, bulimia (vomito) que por efecto químico de los líquidos estomacales que suben a la cavidad bucal y que viene siendo  ácido clorhídrico erosionan  los tejidos  duros de los dientes causando  hipersensibilidad dentaria, perdida de la función masticatoria, úlceras, xerostomía (boca seca), pirosis (ardor), alteración de la mucosa buco-faríngea, tejidos periodontales etc., pudiendo en muchos casos  terminar con la perdida el diente o cáncer oral,  sino se controla a tiempo a nivel orgánico y por las medida preventivas y restaurativas del Odontólogo a nivel bucal.

Los pacientes diabéticos que deben ser educados acerca de las medidas preventivas de  higienización a nivel oral para no desarrollar o para controlar la  enfermedad periodontal (encías) que pudiera  terminar con la pérdida de sus dientes.

Riesgos
También tenemos el paciente con enfermedad cardio-vascular, colesterol y triglicéridos alto, que va a ser sometido a operaciones cardiacas (corazón abierto, cateterismo, by pass,  etcétera.) que debe tener sus encías saludables o tener la enfermedad periodontal controlada ya que las bacterias, antígenos, endotoxinas y otros factores inflamatorios producidos por la periodontitis circulan por los vasos capilares, arterias etc., afectando nuestro sistema cardio vascular y cerebro vascular.

La prevención bucal es muy importante en el paciente con enfermedades neurodegenerativas como Alzheimer, donde se va perdiendo la capacidad motora conllevando por la mala higienización oral al desarrollo de la caries, periodontitis, candidiasis, etc. por lo tanto debemos educar al personal que tiene a cargo el cuidado  de estos pacientes para poderles brindar el mayor bienestar a nivel bucal.

Otra condición que tenemos que tomar en cuenta es la relación entre la mala higiene oral, las bacterias que se alojan en la placa dental causando periodontitis, afectando  el desarrollo de la neumonía de origen bacteriano por lo que nuestra profesión debe ser tomada en cuenta a nivel de hospitales y clínica para suministrar las atenciones a nivel bucal.

Los pacientes que consumen medicamentos como los antihistamínicos, antihipertensivos, antidepresivos, diuréticos o pacientes sometidos a radioterapias o quimioterapias para el tratamiento del cáncer donde hay una disminución del flujo salival (xerostomía) cambios en el PH salival, sensación de ardor o quemazón de los tejidos bucales, que trae como consecuencia el desarrollo de grandes caries , micosis, úlceras, etc. por lo que dicho paciente al consultarse con el dentista se le podrá recomendar saliva artificial , productos con fluoruros para prevenir la caries dental  y otros antisépticos para restaurar la flora bucal.

Proceso
El suministro de los bifosfonatos por vía endovenosa a los pacientes con carcinoma metastásico, mieloma múltiple, cáncer metastasico de mama y próstata, displasia fibrosa, osteogenesis imperfecta ,leucemia mielomonocitica juvenil etc. pueden causar osteonecrosis mandibular (hueso expuesto que no cicatriza ) después de una extracción dentaria con  trauma oral ,  de cirugías a nivel bucal por lo que en estos pacientes antes de ser sometidos a este tratamiento debe realizarse odontología preventiva-restaurativa o invasivas para proteger los dientes,  el hueso y tejidos blandos.

En el caso de que el tratamiento endovenoso se haya llevado cabo es necesario realizar solo odontología preventiva y restaurativa y evitar las cirugías y extracciones dentales etc. Así mismo con el incremento de la población diagnosticada con  Osteopenia y Osteoporosis le son suministrados por vía oral los bifosfonatos. El riesgo de padecer necrosis mandibular por procedimientos invasivos es mucho menor pero todo va a depender del tiempo que tiene el paciente consumiendo el medicamento, la dosis exacta, la edad y  si toma otros medicamentos como esteroides por alguna enfermedad autoinmune.

Los cambios en el aspecto físico, químico (cambios hormonales) y psicológicos de la mujer embarazada hace que la cavidad bucal de la misma sea más susceptible a padecer de gingivitis y caries dental y con simples medidas preventivas podemos evitar el desarrollo de estas enfermedades.

En resumen promoviendo la salud y previniendo las enfermedades bucales podemos asegurar bienestar y calidad de vida desde el punto de vista funcional, psicológico y económico al paciente afectado con alguna de las condiciones antes mencionadas.

Fuente Listin Diario

Dra. Lourdes Socias

Llámenos para programar su consulta al (809) 562-1710 ó solicite en linea

SOLICITAR CITA